martes, 12 de mayo de 2009

Jugando con maracas


Ya me acostumbré que pequeños logros son grandes avances. Que pueda jugar con objetos que tiene agarrados es muy importante. Sólo puedo agregar tres palabras: vamos Fran carajo!

No hay comentarios.:

Cada vez más alto

Mi chiquito tiene 12 años, ya lo sé. Pero me sorprende como está creciendo últimamente. A las pruebas me remito: