miércoles, 6 de marzo de 2013

Pequeñas vacaciones

Desde que nació Francisco, nunca nos fuimos de vacaciones los tres juntos. Pero ese día llegó, y fue el fin de semana pasado.
A pesar de qu los días no nos acompañaron, Emilia se divirtió muchísimo, y Paola y yo también.
Lo único feo es que al Rey le agarró conjuntivitis y tiene el ojo a la miseria, todavía hoy.
No voy a decir que los tres días que faltamos de casa no me preocuparon, pero todo salió bien. Parece que no soy tan indispensable como me creo.

Publicar un comentario