sábado, 29 de noviembre de 2008

Otra alegría!


Francisco me reconce cuándo me ve y lo hizo regalandome la sonrisa más hermosa que vi en mi vida. Hasta ahora se daba cuenta de que estaba cuando le hablaba.
Publicar un comentario